Afiliados Hermanos
0 de 5
Créditos
» Skin obtenido de Captain Knows Best creado por Neeve, gracias a los aportes y tutoriales de Hardrock, Glintz y Asistencia Foroactivo.
» Demás Créditos del Foro.
Directorio
0 de 9
Afiliados Elite
0 de 33

Caso 114: Trillizos

Ir abajo

Caso 114: Trillizos

Mensaje por Desconocido el Lun Jun 24, 2013 2:51 am

Unas horas antes:
-Un virus, como muchos otros era lo que estaba caminando por las desoladas calles de este lugar con una sonrisa el rostro, un poco maniatica, un poco simpatica, pero una sonrisa a fin de cuentas, pese al descolorido lugar en el que se encontraba, era literalmente un basurero aquella zona de la ciudad y era un gran basurero pues abarcaba una amplia zona de edificios totalmente destruidos, como quemados seguramente pero eso era lo de menos, la atención del Virus estaba centrada en un lugar en especifico...un edificio de tres pisos, tenía todo el frente agujerado y grandes huecos por aqui y por alla, literalmente ni siquiera era una pared, las otras 2 tenían similar estructura pero en menos escala y por ultimo estaba la ultima pared, que, de hecho, no existía, dejando solo 3 paredes en la planta baja y bueno, el resto del edificio dejaba pensar que seguramente se caería en cualquier momento, pero ahi estaba y lo más gracioso! con inquilinos, había una gran cantidad de...gorilas? quizá eran gorilas, tenían el tamaño de uno, aunque parecian del color de los chimpanses y no tenían pelo en la mayoría del cuerpo de todos modos, dando un aire rosado a su piel, pero, sin embargo, muchas partes de su cuerpo tenían tonalidades verdes, que resaltaban por dentro como si corriesen por sus venas, pero lo más extraño eran algunas partes de su cuerpo que no parecian dignas de un gorila, por ejemplo, había quienes tenían una pierna delgada o quienes tenían una manito de mono pequeña comparada con el resto del cuerpo, otros tenían una cabecita y los más desafortunados tenían desproporcionadas varias partes del cuerpo-

PACO! SI! ERES PACO! EL PEQUEÑO PACO!-señalando con mi mano a uno de esos gorilas que se encontraban asomodos por la ventana, TODOS mirandome- Bueno, nunca te llame así en el pasado, de hecho, nunca hablamos pero...te vi una vez, se me ha antojado llamarte paco desde entonces... Tu puedes llamarme Yuri, ¿a que me queda bien? -cada vez veia el edificio más cerca pues mis pasos jamás se detuvieron, al final fue tanto mi cercanía que fue inevitable lo que pasaría, producto del pavor que tenían esos chimpanses conmigo, pues, por alguna razón, la energía radioactiva que les había mutado su cuerpo les hacía sentir ese tipo de energía y para ellos, yo, no era otro ser vivo con esa energía ni alguien manipulandole, literalmente era la energía ambulando, no tenían ni idea de que hacer, miedo es lo que sentían los pobres animales y ese miedo les arrastro a actuar, al menos, el priemro actuó, el chimpanse llamado "Paco"-

-Un ladrillo bolo directamente hacia mi craneo, impactando de golpe, haciendome tambalear hacia atras con toda la cabeza rajada, seguramente con el craneo roto o algo más, pero pese a eso, mi sonrisa seguia- Veo que no eres de amigos Paco -ya otros chimpanses se disponian cada uno a lanzarme algo pero todos callaron y se movieron de su lugar asustados cuando notaron que "Paco" ahora se encontraba chillando envuelto en flamas verdes, revolcandose hasta caer del tercer piso directo al suelo, literalmente haciendose mierda contra el mismo, dejando un charco enorme de sangre de color entre verde y roja, con un aire muy viscoso- Bueno, solo quería quemarte, no tenías que tomarlo tan enserio jajajajaja -había caido aquel chimpanse justo al lado mio y con una sonrisa esbozada hacia el,  apague el fuego verdoso que aun seguia quemando partes de su cuerpo pese a haberse separado tan bruscamente al caer, ni siquiera humo salio de él ni cenizas ni nada, solo partes faltaban de su cuerpo aparentando haber sido quemadas- Bye bye -mencione al final tras entrar por uno de esos huecos, dentro del edificio, había en el piso un gran hueco que dejaba ver una especie de bunker,  tan solo brinque a aquel desolado lugar entrando, como dios mandaba, por la puerta, deteniendome tan solo en la entrada, para voltearme a ver a todos aquellos que habían bajado, temerosos, a haber que hacia y con gusto, les ofrecí un saludo amable con una sonrisa esbozada en mi rostro antes de seguir mi camino-


~El lugar estaba completamente desolado, dando un aire de suciedad entre los edificios, la mayoría definitivamente destrozados, ninguno tenía si quiera las 4 paredes erguidas, varios apenas y eran una pared con un techo y uno que otro y una eminente tormenta estaba por llegar, quien estuviera de este lado de la ciudad entendería inmediatamente a lo que se atenía de quedarse afuera por mucho tiempo, practicamente de la nada se estaba formando un tornado, un fuerte tornado por todo el viento que se estaba arremolinando de repente, sin duda iba a ser una buena tunda la que se llevaría cualquiera de quedarse demasiado tiempo

De entre todos los edificios que estaban a la redonda, el más prospero a resistir era uno de 3 pisos, pero, vaya que no parecia un lugar prometedor, había un charco verde de dios sabría que justo enfrente de la puerta (para quien estuviese con vista de frente) con trozos de carne sobre el mismo y regados muy cerca, pero fuera de eso, parecía un lugar prometedor para poder alojarse de una tormenta, parecía que podía caerse en cualquier momento si, pero al menos el viento no lo tumbaría realmente con tan facilidad~

______________________________________________________________________________________________
Rol Off: Haber, primero que nada no aceptare más de cinco personas en este rol (sin incluirme) fuera de eso esto será una partida de estilo "Master" y personajes canon, que será todo aquel que entre a esta partida, con esto me refiero que es controlo el entorno y los que entren controlan su personaje, son sin embargo libres de manipular sin exagerar cosas del ambiente, sean libres de hacerlo si mejora el rol.

Ahora por que decidí hacer esto así? bueno, quiero avanzar un poco la historia de mi personaje (y quizá de este lugar, ya se vera, realmente no tengo aun todo en mente) sin necesidad de rolear directamente con él (digo, a como es realmente no va narrarle nadie a nada) y quien se introduzca en este rol espero me ayude :3 no pongo más reglas pues...xD no tengo derecho, ni soy administrador ni una putada de esas para decirle a la gente como hacer las cosasxD lo más que decido es cuantos quiero que entren a mi post y como tengo pensado hacerlo. Espero llenar de sorpresas que les agraden en el rol .w. si por alguna razón deciden no seguir los pasos de mi personaje (que es lo que les guiara realmente a lo que quiero) bueno, puedo seguir siendo si gustan ese aire de "El entorno" y ver que se me ocurre, son libres de hacer lo que quieran, al menos le daría vida al lugar, PERO! lo ideal es que sigan por donde camine para ayudarme a avanzar mi historia TwT.

El como entren y las razones que tengan para venir se las dejo .w. y bueno, en el primer round decidan hacia donde iran, pueden decir que entran de una vez, quedarse en el edificio (recuerden que hay changos!) o lo que decidan.
avatar
Desconocido
Virus
Virus

Mensajes : 27
Fecha de inscripción : 16/05/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Sujeto Delta. el Lun Jun 24, 2013 1:26 pm

En aquel desolado basurero, punto ciego de Dios, nadie se acercaba ni a dos kilómetros a no ser que alguna fuerza mayor le obligara a parar ahí como en el caso del Sujeto Delta, cuya fuerza mayor era nada más ni nada menos que las inclemencias del viento. Al parecer un tornado se estaba formando por ese lado de la Zona X. Delta no tenía otra opción que buscar reguardo en uno de los tantos destartalados edificios del lugar. No le gustaba la idea de quedarse en un sitio tan lúgubre como ese, pero no era como si tuviera otra opción, era eso o afrontar aquel tornado que pintaba para ser F3, o F4 en el peor de los casos.

A lo lejos pudo divisar un enorme edificio de tres plantas, no en el mejor estado, pero al menos eso lo protegería un poco de aquel fenómeno climatológico. Sin pensarlo dos veces corrió hacia la edificación con pasos un poco torpes. Paso de largo aquel asqueroso y maloliente charco verdoso, aunque no habría estado mal que le echara un vistazo, al menos así hubiera estado un poco más consciente sobre la situación con ese edificio y aquellos que lo ocupaban ahora mismo. Una vez dentro, su vista topó con unos extraños humanoides de apariencia similar a la de un gorila. No pudo evitar sentir pena por esas miserables criaturas, seguramente habían sido humanos que tuvieron la mala suerte de formar parte de horrendos experimentos, y que al final habían sido abandonados en aquel asqueroso sitio.

Delta no tenía motivos para luchar con ellos ¿Para qué? Seguramente cualquier reacción por parte de esos humanoides sería a causa del miedo que les daba su apariencia ¿A quién no? ¿Un tipo alto con una escafandra y un taladro perforador como brazo derecho? A cualquier persona normal no le daría la más mínima confianza acercarse a semejante monstruo. Un ladrilló voló hacía él y le golpeo directamente en su enorme casco. Delta apenas se tambaleó a causa del impacto, en eso, notó un ladrillo ensangrentado junto al que le habían lanzado primero. No tuvo mucho tiempo de pensar en qué rayos estaba pasando, pues otro ladrillo impactó contra su espalda, seguido de otro que le dio en el hombro. No se quedó ahí parado a que le lanzaran más, rápidamente ubicó unas viejas escaleras algo ocultas por los escombros. Subió por ellas lo más a prisa que pudo. Para su mala suerte los escalones no aguantaron el peso, y cayó aparatosamente contra el suelo.

Muchos de esos “primates” se lanzaron contra él, golpeándolo de manera violenta. Gracias al cielo el traje del Sujeto Delta era muy resistente, aunque sufría algo de daño a causa de los brutales golpes, de no haber tenido ese traje estaría pasando por una muerte muy dolorosa. Delta notó entonces un hueco en el suelo, no muy lejos de él. Con algo de trabajo se quitó a sus agresores de encima y brincó hacia ese hueco, cayendo en un lugar similar a un búnker. Ya estaba esperando a que esos animales le siguieran hasta ahí, pero por alguna razón las criaturas no hicieron ningún esfuerzo al entrar, al contrario, se alejaron del hueco tan pronto como pudieron ¿Y eso a qué se debía? Sea como sea, ahora estaba ahí y tenía que encontrar una salida, si esas criaturas no le habían seguido hasta ese lugar debía ser por algo, tal vez ese sitio era aún más inseguro que allá arriba.

Delta dio unos cuantos pasos en el oscuro y silencioso sitio. Apenas si se podía escuchar algo, y las pocas luces que había estaban parpadeando y amenazaban con no volver a encenderse ¿Qué clase de peligros iba a encontrarse dentro de esa oscura zona?

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Sujeto Delta.
Cyborg
Cyborg

Mensajes : 29
Fecha de inscripción : 06/06/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Wodan el Lun Jun 24, 2013 9:19 pm

-La Zona X , un lugar desolado y abandonado completamente lleno de basura…no había más que decir de ese terrible lugar , pero aun así un lugar lo suficientemente misterioso como para encontrar la diversión que tanto se añora de parte de personas curiosas un objetivo lo suficientemente  agradable para buscar ,entre esos desolados caminos se podía notar a un joven avanzar rápidamente por las destruidas estructuras , pese a ser un lugar solitario era un lugar sin la horrible peste de las personas sinceramente, el viento empezaba a aumentar a una velocidad enorme ala distancia se podía notar  pero algo mas había capturado su atención provocando que se detuviera momentáneamente , lo que parecía un gran robot de gran tamaño entraba a un edificio de 3 pisos..Quizás era la tormenta era lo que provocaba que entrara a ese lugar pero aun así era interesante-
 
Tanta...mala suerte…
 
-Vociferaba  con una leve sonrisa en el rostro quizás era la intención de saciar esa sed de curiosidad recién despertada…pero aun así con paso un poco lento avanzaba directo al edificio respirando lentamente sus pensamientos deban vueltas recordándole pequeñas partes de su vida quizás era la emoción del momento o quizás algo mas…no es que le importara mucho pero sabía que algo sucedería en el momento que entrara a ese edificio , tras llegar a ese  lugar un poco de polvo era arrastrado por el fuerte viento ese no era un estorbo tan solo era algo molesto podía notar un gran charco verdoso en el suelo, quizás el tipo estaba herido pensó…pero su sorpresa fue otra al notar la presencia de todas esas criaturas con forma de primates de colores los primates que parecían que miraban un hueco en el suelo al fin notaron la mi presencia mostrando de su parte una respuesta algo agresiva lanzando un ladrillo fuertemente por reflejo puse mi brazo que era golpeado…con una rostro completamente serio y lleno de odio miraba a las criaturas…pero ellas estaban dispuestas a atacar de nuevo y de forma agresiva, rápidamente me impulsaba con mi pie derecho hasta cortar la distancia con el más cercano al hueco y con un rápido movimiento de mi brazo derecho golpeaba el torso de la creatura que salía disparada a una pared cercana dejando una gran marca de sangre en la pared dejando ver la fuerza del ataque, miraba de reojo a las creaturas que miraban a su compañero caído pero esto parecía haberlos provocado aun mas…con leve salto entraba al hueco quizás era un lugar más amplio para una pelea con algo de ventaja , encorvaba un poco el cuerpo amortiguando la caída y mirando hacia el hueco…pero las creaturas no parecían querer entrar aquí algo les quizás…más peligroso se encontraba aquí, algo más interesante se encontraba en este lugar  algo que quizás saciara esta tonta y gran curiosidad-
 
Definitivamente…tanta mala suerte…
 

-Con paso lento avanzaba por el oscuro bunker podía ver la sombra del el gran robot o lo que parecía ser…el ya debía haber notado su presencia  pero no parecía impórtale a él…él seguía avanzando con paso lento y con una leve sonrisa en el rostro , una sonrisa llena de confianza miraba al gran sujeto-

Rol Off: Simios?? xDDD



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
avatar
Wodan
Neovitta
Neovitta

Mensajes : 25
Fecha de inscripción : 05/06/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Sujeto Delta. el Lun Jun 24, 2013 10:42 pm

Delta caminaba de manera muy cautelosa, si ese bunker era tan viejo como se veía en cualquier momento podría sufrir un accidente como aquel de las escaleras, no quería volver a pasar por algo tan sorpresivo y vergonzoso. Aparentemente el lugar estaba completamente vacío…  hasta que un extraño sonido alteró sus sensores, el sonido de dos pies impactando contra el suelo lleno de escombros: alguien había bajado por el hueco ¿Acaso uno de los primates había decidido seguirle paso? ¿O es que se trataba de alguien que había terminado atrapado en la misma situación que él? Al principio decidió ignorar los pasos que se escuchaban tras de él, su prioridad era salir de ese sitio y seguir con su importante búsqueda.

No tenía intenciones de hacer caso a quien sea que le estuviera siguiendo, pero entonces un pensamiento pasó por su mente ¿Y sí aquel que le estaba siguiendo solo era una persona en busca de ayuda? No le habría parecido extraño, especialmente por el sitio en el que se encontraba ahora mismo. Repentinamente detuvo sus pasos y se dio la vuelta para encontrarse de cara con el extraño. Según lo que sus sensores le decían, se trataba de un neovitta. Había algo en esa sonrisa llena de confianza que le intimidaba, desconocía por completo sus intenciones, aunque por otro lado, igual y el joven quería ayuda ¿Por qué no? Aun siendo un neovitta, ese condenado basurero no era un buen lugar para pasearse solo. Salir era lo único que le importaba en ese momento, salir y buscar a sus seres amados, quienes seguramente se encontraban seguros en algún lugar de ese desolado mundo.

Con paso seguro se acercó al joven neovitta, aun un poco alerta, no quería hacerle creer que iba a atacarlo o algo así, y lo que menos quería hacer era iniciar una batalla innecesaria. Cuando estuvo lo suficientemente cerca, intento hablarle. Todavía se le complicaba mucho, ese traje apenas le dejaba hablar, y cada palabra que salía de él sonaba como si fueran dichas por alguna clase de monstruo salido de un cuento de horror.

-¿Quieres… algo…?-


No podía creerlo, eso había sonado más cómo una amenaza que una pregunta normal, era por eso que odiaba tener que hablar. De todos modos, esperaba que el neovitta no se tomara a mal sus palabras e intentara atacarlo por ello. Delta prefería evitar las batallas, pero si el joven neovitta intentaba hacer algo en su contra, no tendría otra opción que luchar por sobrevivir.
avatar
Sujeto Delta.
Cyborg
Cyborg

Mensajes : 29
Fecha de inscripción : 06/06/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Lilith Du Lioncourt el Mar Jun 25, 2013 9:24 pm

CASO 114: TRILLIZOS
Zona X
- La historia de mi vida… si tan solo pudiera recordar más –

No sabía que tantas razones y formas de ubicarse lograron que ella pudiera llegar a este lugar tan inhóspito, completamente destruido, sin esperanza alguna de encontrar algún ser viviente por esta zona. Han pasado tantos días, viajes tan largos, mucha soledad, mucho tiempo para pensar, y todo eso se redujo a un leve recuerdo de esta zona.

Antiguos escritos redactaban sobre este lugar y su historia, bombas nucleares arrasaron con las vidas que se hicieron aquí mismos, quedando solo un despojo de lo que alguna vez fue un hogar para muchos seres vivientes.  No había vegetación alguna, todo este lugar inspiraba muerte y tragedia, como un campo de batalla lleno de cadáveres de los guerreros caídos. La zona era tan peligrosa como desolada, muchos huecos en la tierra, huecos que eran la marca de una bomba que estallo aquí, quizás en los escombros de todo esto, se encontraban aún cadáveres, preguntándose, sí entre ellos, estaría el de alguien que conocía en el pasado.

La tristeza invadía por completo a Lilith, al verse cerca de una hondura, no muy profunda, donde en el fondo se podía apreciar lo que serían huesos, quizás humanos, alguien debió perecer en este lugar. La tristeza la forzó a caer de rodillas y quedarse un par de minutos, mirando fijamente el centro de la fosa que estaba ahora cerca de ella. El solo imaginar la terrible masacre que debió sufrir aquella persona, debió ser interminable, a veces odiaba ser humana, y pertenecer a la raza que provoco lo que hoy esta viviendo.  Una lagrima cae de su ojo al no soportar esos pensamientos tan crueles, y el de saberse que no es más que una simple humana sin recuerdos, sin origen, con solo una pista, este fúnebre lugar.

::: FLASH BACK:::

- Atención a todas las unidades, tenemos una sobreviviente, repito, tenemos una sobreviviente, traigan rápido una unidad de transporte y otra de apoyo, que sea rápido–

El sonido de la estática la despertó rápidamente, la voz de un hombre sonaba en el fondo… no, no era un solo hombre, eran varias personas.

“¿Dónde estoy?”

- Por favor señores, razonen, si descubren que está viva, vendrán a matarla, tiene que irse en algo más seguro que eso –

“¿Quién está viva? ¿A quién quieren matar?”

Las respuestas no serian respondidas, algo estaba sucediendo, pero ella no entendía nada, todo era ruido, confusión, era tan difícil si quiera tratar de escucharlos con claridad.

“¿Quiénes son estas personas?.... Por favor… Respóndanme”

- No podemos tomar ningún riesgo Fausto –

Apenas y lograba divisar, borrosamente, la figura de dos hombres, uno de traje rojo vino, y otro vestido de militar con apariencia más jovial, ambos parecían estar discutiendo, el de traje rojo, sostenía al militar de la solapa de su camiseta, parecía enfurecido, pues sostenía con mucha fuerza al otro hombre.

Estaba totalmente confundida y adolorida, su mirada estaba nublada por el color rojo sangre que abundaba en su cara, sus sienes estaban totalmente partidas y la sangre,  no dejaba de brotar, al parecer la herida era grande, pero era algo que en ese momento no podía razonar, el dolor se hacía cada vez más intenso y le costaba trabajo mantener la consciencia.

Movía los labios, tratando de articular una palabra, pero estaba tan débil que las palabras no salían, ni siquiera un pequeño quejido.

- ¡Tu encárgate de hacer tu trabajo, que de correr riesgos me encargo yo, Nathaniel! –

“¿Fausto?.... ¿Riesgos?... No entiendo nada…”

Fue su último pensamiento antes de que todo se volviera turbio y perdiera la consciencia.

::: FIN DE FLASH BACK:::

Las sienes le dolían fuertemente, el si quiera tratar de recordar, el hacer el más mínimo esfuerzo le provocaban intensas jaquecas que podían incluso hacerla entrar en inconsciencia por largas horas, por suerte, llevaba un frasco con sus pastillas para estos dolores, en par de minutos estaría mejor gracias a esas medicinas.

Abrió la pequeña bolsa que llevaba a un costado de su cintura, y tomo una pastilla del frasco. Decidió caminar un poco hacia la sombra de lo que parecía un edificio destruido y abandonado, ahí se sentaría a esperar que el efecto de la pastilla le ayudara a calmar su dolor, apoyando sus sienes suavemente en la pared para sentir más confort. Dejando que la brisa, que se hacía más fuerte, golpeara su rostro, hasta que el viento comenzó a ser molesto y fuerte.

- Diablos ¿Cuándo comenzó esto? –

Miro hacia el cielo, las nubes comenzaron a tornarse negras, y en cuestión de segundos, el clima cambio de soleado a un estado donde era predecible que una tormenta catastrófica cayera, no pensó dos veces antes de caminar a toda velocidad para encontrar un refugio.
Su rápido andar se detuvo de golpe, al notar a un Cyborg rondar a lo lejos por una multitud de edificios, rápidamente busco una pared para esconderse, no quería ser vista, no sabía si se trataba de algún enemigo, aunque es difícil que un Cyborg ataque a un humano, no podía tomarse esos riesgos a la ligera, y más si estaba totalmente sola.

La curiosidad de saber que hacía un Cyborg en estos lugares, hizo que se asomara por el borde de la pared de un edificio destruido para observar la situación. Al no estar cerca, no podía divisar muy bien lo que estaba sucediendo, pero al parecer habían otros seres  rondando estos lugares, pensó por un momento acercarse al ver que no había alguna reacción agresiva de su parte, pero desistió de esa idea al ver que esos seres extraños comenzaron a atacarlo, justo en el momento en que iría a auxiliarle, el Cyborg encuentra una salida rápida y huye. Poco tiempo paso antes que otra persona llegara al mismo punto, un chico rubio, parecía una persona normal, sintió confianza y decidió acercarse, pero también la idea desistió al ver como mataba a uno de los seres que se lanzaron sobre él.
Horrorizada observo la masacre y la crueldad del chico de cabellos rubios, escondiéndose de nuevo en su pequeño rinconcito para no ser vista, si se dejaba descubrir, quizás podría hacerle daño, en este tipo de situaciones, lo mejor es no confiarse.

- Bien, no sé cómo demonios tratar con esto, vine aquí por idiota, y ahora no sé qué hacer, tranquila Lilith, tienes que ser muy inteligente en esto –

Se decía a si misma tratado se tranquilizarse, aun seguía temblorosa e inquieta por la escena que acaba de apreciar, y en ese momento, dos sentimientos fuertes se apoderaron de ella, la curiosidad y el temor, el simple hecho de considerar regresar a casa era tentador, pero el de saber que eran esas criaturas, y por que dos personas, totalmente diferentes, entran en el mismo punto, ¿habrá acaso algo ahí? Como siempre, la curiosidad es mayor que el temor, y ella, caminando con suma cautela, se dirige al gran edificio.

A estas alturas, las condiciones climáticas eran lo que menos le importaba, rodeo el edificio varias veces, mirando el hueco donde entraron el joven y el Cyborg, insegura de si entrar o no, el Cyborg no se veía un enemigo, pero el joven, era al joven a quien ella temía.
Por largos minutos quedo sumida en una batalla mental sobre si debía entrar o no en ese lugar, pero su decisión no pudo esperar mucho, puesto que un ladrillo, intencionalmente lanzado hacia ella, cae erróneamente a un costado suyo, llamando su atención.
A pocos metros de ella, una especie humanoide colgaba del techo la miraba amenazantemente.  La horrible apariencia de esa creatura y su repentina aparición, ocasionó que Lilith pegará un fuerte grito que se escucho por toda la zona deshabitada en la que se encontraba.

- ¡DIOS MIO! ¿¡QUE COSA ERES!? –

Grito horrorizada por el ser que la miraba con furia, justo en ese momento la criatura se lanza sobre ella, pero Lilith logra hacerse a un lado y evitar que la criatura la alcanzara.

- Seas lo que seas, no me quedaré a esperar a que me mates –

Al decir esto, toma impulso para salir corriendo lo más rápido que podía, pero tuvo que detenerse repentinamente, una manada de la misma raza que el ser que había encontrado, estaba bloqueándole el camino para escapar.

- Rayos, yo no quiero hacerles daño, por favor –

Les decía, retrocediendo un par de pasos, hasta que un sonido tras sus espaldas la hizo detenerse, más de esos seres estaban tras suyo, acorralándola. No tenía otra opción, si se quedaba por más tiempo, estos seres comenzarían a atacarla.

Junto las palmas de sus manos y comenzó a frotarlas rápidamente, los seres miraron esta acción suya como ofensiva y se lanzaron bruscamente hacia ella, pero antes si quiera de que alguno pudiera tocarla, la palma de sus manos comenzaron a arder en dos grandes llamas, dichas llamas que no le hacían ni el más mínimo daño.

- ¿Por qué se detienen? ¿Les da miedo el fuego? –

Les espeto con fuerza mientras las criaturas retrocedían atemorizadas por el incesante fuego que tenía en sus manos, aprovechándose de ello, se abrió paso entre estas criaturas, logrando escapar sin causar ni recibir ninguna herida.

Estaba a punto de correr e irse del lugar, cuando nota una puerta para entrar en el edificio, ¿Cómo es que ninguno de los otros dos, el Cyborg y el joven, habían entrado ahí? Tomándole poca importancia a las decisiones ya tomadas, entra, saltando sobre el líquido verde de dudosa procedencia en la entrada de la puerta y unos trozos… ¿Carne?

Cuando se vio dentro del edificio, todo estaba oscuro, volvió a encender una pequeña llamita en la yema de sus dedos para alumbrar un poco el lugar donde estaba. Había mucha tecnología anticuada y oxidada, cosas que ya no servían para nada, todo estaba deteriorado en el interior del lugar. Comenzó a caminar lentamente alrededor del lugar, curioseando por los rincones a cada paso que daba.

- Espero que nada malo pase –

Se dijo a sí misma, mientras se dirigía hacia unas escaleras viejas que conducían tal vez, al primer piso del edificio.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


Lilith Du Lioncourt
BURNING NOW I BRING YOU HELL
Hay muchos hombres, muchas personas, haciendo demasiados problemas, y no hay mucho amor alrededor, ¿puedes ver por qué esta es la tierra de la confusión?. Este es el mundo que vivimos y estas son las manos que nos han dado, usemoslas y tratemos de hacer de este un lugar donde valga la pena vivir.
avatar
Lilith Du Lioncourt
Humano
Humano

Mensajes : 299
Fecha de inscripción : 08/05/2013
Edad : 27
Localización : Detrás de ti *creepy smile*

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Celesta Du Lioncourt el Miér Jun 26, 2013 2:20 pm

*Un atardecer muy desolador tocaba con fuerza la tierra de la provincia mas desconocida del planeta, llena de misterio y de historia. Un alma solitaria vagaba por este mórbido lugar, causante de varios mitos en su entorno estaba siendo explorada por la mirada vigilante de una joven Ciborg, quien continuaba en busca de descubrir quien era en realidad.
Sobre un acantilado algo apartado de aquella zona, unos orbes rojizos comenzaban a inspeccionar el lugar, con su mirada incrementada, aumenta su margen de vicios, denotando el deterioro del lugar, pudiendo apreciar daños frescos en las estructuras, a lo que le pareció que el lugar no era tan abandonado como se contaba. Luego de un carmesí intimidante, la quietud llego a su mirada, aquel color verde claro volvió al tranquilo rostro de la joven quien descendió aquellos terrenos para verlo mas de cerca.

A pasos lentos, caminaba por lo que antes fueran pequeñas veredas y que ahora solo era un montón de escombros, ya muy conocida por los demás, esta particular joven lucia ya su muy conocido vestido verde claro, casi con una tonalidad azul que se lograba a veces ver debido a la claridad de la piel de su rostro, de su cuello la armadura metálica blanca que lo cubría pasaba como una camisa blanca de botones , la de sus piernas como si fuera una mallas, las mangas largas cubría sus brazos, por lo que no se apreciaba mucho su naturaleza cyborg.
Los adornos dorados de su vestido, apenas y lanzaban un destello ante el sol incandescente del lugar, no parresia a ver nadie cerca. Cerca de del camino donde avanzaba yacía un trozo de pared a un lado sobre puesta sobre otros escabros del piso, pareciendo casi un mesa, sobre puesta teniendo una pequeña inclinación, plasmado en el, lo que parecía sangre seca… demasiado seca.

Al acercarse, una imagen vino a su mente, era tan extraño… un cyborg no podía tener un recuerdo tan vivido, pero lo vio… una imagen de su pasado. Un borroso rostro estaba frente a ella, pareciendo que estaba mirándola antes de que… la oscuridad volviera nuevamente, aquella imagen tan fugaz se fue, con tan solo mirar aquella sangre en ese despojo de pared, que con el tiempo estaba cada vez mas devastado, no como en su visión, tiempos de caos y destrucción… la guerra avía azotado ese lugar.
Poco podía hacer, su sentimientos no era tan explosivos para demostrar algún tipo de sensación ante aquel fugaz recuerdo, manteniéndose tan fría como el hielo y tan dura como el acero, aunque descubrió que antes no era así. No paso mucho en lo que examinaba ese lugar de su mente cuando escucho un ruido a lo lejos, divisando hacia ese lugar pudo lograr ver ah alguien conocido… era la joven de nombre Lilith, la chica que protegió al neovitta y quien siempre tenia de salvaguárdala, paresa estar en problemas por lo que se encamino hacia esa dirección.

Con pasos rápidos, sin llegar a correr comenzó acercarse pero al llegar donde pudo verle, ya no se encontraba ahí, temiendo que fuera una ilusión, de esas que parecía que comenzaba ya a tener mas seguido, no se dio cuenta que no estaba sola ahí sino asta que una piedra de un tamaño considerable y cerca de parecer una bola de beisbol golpea su cabeza.
El impacto solo logro mover un poco su cabeza, el sonido que se hizo fue un poco estridente al golpear metal esta joven, miro a su alrededor mirando a lo que parecían nativos de la región, parecían tener apariencia humanoide, pero con rasgos animales. Ganada ya su atención ante los extraños pobladores, los cuales no lucían muy felices de su presencia, volvieron a lanzarle esta vez una ráfaga de piedras, pero esta vez no lograrían tocarla.
Con su diestra, con una movimiento rápido, extendió su brazo al frente dándole con su puño a una de esas piedras y explotaría en miles de pedazos, haciendo que las piedritas restantes desviaran las piedras que venia a su dirección, con la fuerza y dureza de su brazo, logro matemáticamente direccionar los pedazos con la presión ejercida y evitar mas daño.*

- No tengo vengo a jugar con ustedes… aléjense o sufran

*de manera tan cortante se dirigió al público, no pareciendo conformes de todo. Un valiente fue quien le hizo frente a la Ciborg, esta trato de taclearla con rapidez, pero antes de que pudiera ponerle las manos encima, la imagen que tenia de ella de pronto se deshizo y tan solo vio pasar parte de la maga de su vestido azul pasar frente a sus ojos. La joven Ciborg giro con gracia al lado del agresivo sujeto, con aquel movimiento rápido y sutil, solo puedo terminar sintiendo un fuerte impacto detrás de su cabeza, que fue dado por un golpe de la mano extendida, de tipo corte(*), haciéndolo volar a varios kilómetros detrás de la joven Ciborg.
Aunque el impacto había sido por demás fuerte y letal, cuidaba de sus rivales, dejándole tan solo sin sentido para que no se incorporara mas.*

- No quiero repetir… déjenme pasar

*una vez más les dijo con un tono más serio con lo que no les avía dejado más opción que comenzar a esconderse entre las ruinas, dejándoles de prestar atención se concentró en cambiar su campo visual, pasando su mano derecha con sus dedos extendidos frente a su rostro, volviendo a cambiar esos bellos orbes verdes en un color carmesí, detectando varios cuerpos que expedían calor, de aquellos inquilinos de otros seres que se encontraban dentro de una estructura a algo lejos de ahí, que parecían estar avanzando y manteniéndose algo más raros que los de afuera.
Al notar aquel rojo incandescente en su rostro, aquellos alborotadores realmente desaparecieron de ahí, asustados por algo en ella, quizás por el color de sus ojos que les recordaba algo, no podría decirlo a ciencia cierta, pero quizás debían tener aun recuerdos de suceso pasados que parecían recordar muy bien.

Los rastros espectrales de calor que se veían al fondo debían pertenecer a otras personas, en especial de Lilith, quien debió entrar ahí tratando de eludir este tipo de recibimiento, pero al ver más de un a sus alrededores le hacían dudar de su seguridad dentro de ese lugar, por lo que comenzó a caminar a la dirección de la más cercana.
Cuando estaba por llegar a la edificación noto una gama diferente de calor a sus pies, aunque parecía mas una secreción, este calor estaba impregnado, no era igual a los calores corporales de un cuerpo vivo, lo que yacia a sus pies era un calor completamente diferente que a pesar de carecer de vida, el calor insertado en eso que se le podría llamar cuerpo, emanaba grandes cantidades de combustión llegaba a parecer sido tratada con un tipo de radiación.
Alguien debía de haber hecho algo asi, y Lilith podría estar en serias dificultades, por lo que la joven ciborg no perdió mas su tiempo y paso de ese hallazgo desconcertante para localizar a Lilith y descubrir que fue lo que realmente ah sucedido en este lugar.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

“Soy Un Espíritu no lo Puedo Negar, Por Siempre Viviré Es Mi Realidad. Si Pudiera Cambiar, Nacer Una Vez Mas, Seria Humana y Contigo Estar.”
avatar
Celesta Du Lioncourt
Cyborg
Cyborg

Mensajes : 89
Fecha de inscripción : 27/05/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Desconocido el Miér Jun 26, 2013 9:47 pm

Rol Off: Aun puede introducirse alguien más, solo recuerdo el limite de cinco integrantes (sin incluirme) y que lea lo que ha sucedido y una forma de introducirse al rol. Y bueno...si llegan a ver una letra perdida por algún lugar es que le falla la "A" a mi teclado.

Celesta: Solo te recuerdo que hay un huracan practicamente en la zona, aun se esta formando pero ya el viento arrecia. Good post

Delta: Solo recuerda que no te emociones taaaanto posteando >,< igual ya lo platicamos en el chat. Good post to

Lilith: Buen post, de hecho el de todos me agrado.

Otros: No se coman las letras o las palabras! D: no aprendan de mi. Good post aun así
____________________________________________________________________________
Rol On:

Largo Camino hasta Romeo:


-Caminar caminar, eso era lo que había empezado hacer por el largo pasillo, estaba oscuro y eso termino por molestarme, digo, había luces, muy opacas iluminando el lugar y lo que era peor, algunos focos estaban fundidos, no no, eso era muy malo, me incline ligeramente hacia delante y coloque mi mano siniestra delante de mi rostro, inmediatamente se prendió en fuego, uno verde que iluminaba muy bien, pero parecía como si fuese un foco, por el tono verde que dejaba en la habitación- Mejor mejor mejor -y continue mi caminata con más tranquilidad-

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

-Pero vaya, que realmente había ignorado todo lo que había, independientemente de algunos lugares que parecían literalmente chamuscados, de aqui haya empezaba a haber esqueletos, algunos con el cráneo claramente baleado y quizá algunos aun tenían los casquillos de las balas cerca, muchos de los esqueletos además, no estaban completos, les faltaba un brazo, una pierna y había hasta que la mitad o más del cuerpo les faltaba, en algunos casos se encontraba despues las partes faltantes, en otros no-

-Pero el camino, por si solo simplemente era largo, pese a todo lo que dejaba ver en su interior conforme se avanzaba, empezaba a girar y bajar cada vez más en corto hasta que terminaba siendo un girar continuo muy parecido a las escaleras de caracol pero a gran escala y sin quedar empinadas, curiosamente por todo ese camino en espiral no había ningún cadaver o signo de quemadura, nada, intacto totalmente, por lo que el viaje del virus fue bastante calmado hasta que por fin el interminable camino de caracol había terminado y dejaba ver...destrucción-

-Había muchas habitaciones para poder entrar, pero la mayoría estaban demasiado destruidas como para dejar realmente ver de que se trataban salvo por una que estaba intacta, bueno, lo que cabía de intacta, estaba mas o menos en medio, de entre todas las habitaciones que por una u otra razón estaban destrozadas, ya sea bien por que eran habitaciones totalmente en blanco o por todo lo que estaba dentro estaba totalmente destrozado, pero no, esta habitación estaba en casi perfectas condiciones, salvo un hedor completamente nauseabundo que salia del mismo, ahi es donde había ido-

-Había varias camas, solo una estaba rota y al lado de la misma estaba una manchada de sangre por completo, con un cadáver sobre la misma a este le faltaba poco más de la mitad del cuerpo pero sobresalía la vertebra de su cuerpo aun así, algo manchada con sangre seca, se veía bastante consumido pues no tenía casi carne en los huesos, apenas y tenía cabello y sus ojo estaban totalmente hundidos en las cuencas, traia una especie de traje negro, similar al de un militar-Pss...psss... ummm-alce mi mano diestra y una fuerte cachetada fue dada contra aquel cadaver y...contra todo pronostico, este reacciono, sus ojos se movieron levemente y buscaron hacer contacto con alguien hasta que lograba verme- Menos mal, pense que si te habías muerto de verdad -como la iluminación aqui era pobre, tambien mantenía esa llama en mi mano, una llama que mantenía los ojos de aquel...cadaver? totalmente clavados en la llama y aunque su rostro no lo demostraba del todo, esos ojos..tenían ira- Bueno, como sea, pasaba a saludar, tu sabes por los viejos tiempos y... ummm como te llamabas? ¿Romi?  Bueno, supongo que no importa jajajajaja -mientras me alejaba del lugar hacia el fondo del lugar, había un hueco donde seguramente en su momento hubo un elevador, y baje por el mismo, toda una caida de 8 pisos, aunque claro, había otras 2 plantas que no visite antes de caer al fondo, dando un total de 4-

~ Del liquido que había pisado celesta, justo despues de retirarlo, salio un pequeño insecto gris, 8 patitas y un tremendo aguijon pos boca más un abultado cuerpo, pero aun así muy quequeño, era tan pequeño y ni siquiera fue sentido al momento de pisarle y con el simple hecho de haberlo medio pisado este salio retorciéndose por completo, dañado, alocado sin entender más de la vida.

Dentro del edificio no había realmente mucho que admirar, se notaba que los gorilas eran revoltosos o había catastrofes seguidas, todo estaba regado por aquí y por haya, celulares, escritorios, sillas, cajones, estantes, había de todo roto y desperdigado, pero pese a todo, daba la escencia de que esto fue en un inicio una oficina, pero entonces,  de entre las escaleras que daban hacia el segundo piso fue bajando otro de aquellos simios, este, no tenía ojos y su cabeza estaba achatada como si no tuviese relleno, además de sus brazos ser muy cortos para el volumen de su cuerpo... estaba olisqueando, al menos lo hacia muy evidente por los sonidos nasales y el viento poco a poco empezaba a hacerse más intenso.

Por otro lado, no muy lejos de ahi, un simio cuyo cuello había sido roto por una robot (no me imagino un golpe que te mande kilometros a volar que no te descuartice ._.U) estaba retorciendose en su propia agonia, por alguna razón no había perdido la consciencia, pese a tener el cuello roto pues, había no solo sido mandado muy lejos hacia atras por el golpe, que en efecto fue fino y no provoco su muerte, sin embargo, el choque contra el piso, seguir rodando y finalmente azotar contra una pared le termino por dejar en ese estado tan deplorable, cuello roto, brazos fracturados, heridas abiertas por todo el cuerpo y una pierna en una posición que daban ganas de no verle, en su desespero y falta de comprensión, quería dirigirse a su hogar de nuevo, aquel edificio en donde Celesta y Lilith se encontraban~

________________________________________________________________________________

Rol Off: Bueno, la parte estilo spoiler es por si desean avanzar delta y wodan juntos pueden o no interectuar con romeo o seguir o no, como dije es libre de seguir el camino que gusten (como hicieron Celesta y Lilith), la parte fuera del spoiler es por obviedad más arraigada a ustedes pero bueno, si cualquiera de los bandos decide ir al del otro vean los sucesos que están pasando en cada uno de los lugares :3 y bueno... D: espero les agrade mi ritmo.
avatar
Desconocido
Virus
Virus

Mensajes : 27
Fecha de inscripción : 16/05/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Wodan el Jue Jun 27, 2013 12:24 am

-Tras caminar un poco por el bunker abandonado pese a todo pronóstico  cualquier des fortunio  podía pasar en este lugar , quizás el sujeto delante de mí era una persona que custodia este lugar por alguna razón en particular o sencillamente era alguien como yo, un viajero lleno de curiosidad que solamente quería ser saciada entre mas avanzaba , mas curiosidad me daba cualquiera que fuera la razón del Gran Cyborg para estar aquí mismo…esa sonrisa en mi rostro solo se ampliaba mas de solo pensar tanto , tantas veces había sucedido esto quizás era algo por instinto o quizás un simple reflejo o habito habito de su pasado…la razón no importaba mucho pensar tanto eso solo causaría que le doliera mas la cabeza , después de todo el pasado es solo eso…un pasado,  solo su curiosidad por las cosas  lo animaba a veces a tener un poco de emoción en su vida ya que en ese mundo podrido que vivía pocas cosas eran importantes a esas alturas-

Que Estupidez

-Rascaba su cabeza con su mano derecha  ya que muchas ideas habían aparecido en su cabeza , no le gustaba pensar mucho, era problemático y tonto pensar en muchas cosas en este momento  incluso su burlona risa había desaparecido dando lugar a una cara llena de torpeza podría decirse que esto podría llegar a ser común  ya que  su cabeza estaba por las nubes la mayor parte de su tiempo  ya que muy pocas cosas le llamaban la atención así que simplemente merodeaba los lugares pensando que algo pasaría y en estos momento no era la excepción  el solo pensar en el pasado había sido suficiente para llegar a esta abandonado lugar , después de todo no perdía nada, aun así esto le estaba contando un poco , ya que llegar hasta aquí ya era extraño mas aun esas criaturas y más aun pensar demasiado las cosas se sentía algo frustrado consigo mismo agitando su cabeza levemente con ambas manos en su cabeza y más aun con una completa cara de torpe, ante  todo presagio el gran Cyborg se acercaba ama, se acercaba con paso seguro lo cual parecía indicar que no trataba de atacarme o eso pensaba  aun así un leve pulso fue enviado desde mi cerebro hacia todo mi cuerpo esperando que nada malo sucediera , cuando estuvo cerca de mi hablo con voz algo vacía y de forma amenazante quizás ese era su significado real…aun así no me había atacado aun , así que era probable que no tuviera malas intenciones…aun-

No te preocupes grandulón, tan solo avancemos mas para conocer este lugar, pero no trates nada peligroso o este lugar podría colapsar

-Con una simple sonrisa contestaba tranquilamente al gran Cyborg, no es que no le preocupara  simplemente era precavido a la situación y esperaba que el Gran Cyborg entendiera esto también , ya que si esto se tornaba peligroso quizás al muy malo pasaría , tras terminar de hablar pasaba de largo unos pasos al Cyborg  aun con paso lento pero  ahora más tranquilo tanto pensar le habían agotado las ganas de pensar mas  ya que simplemente estaba en este lugar por una razón tonta pero a fin de cuentas divertidas ,tras avanzar un rato mas la las luces ya eran un poco escasas , era evidente que entras más nos adentráramos , más posibilidades habría de que esto sucediera , pero aun asi no parecía molestarme , mis ojos se irían acostumbrando y más aun, no me desagradaba ir un poco a oscuras  , pero aun así muchas cosa parecían notarse  paredes chamuscadas así como esqueletos en los cuales algunos cráneos tenían agujeros de bala en ellos y algunos desmembrados  , una posible lucha  o algo más grande había sucedido aquí , solo encendía mi curiosidad…se notaba el largo que camino que era, el cual comenzaba a girar como una escalera de caracol no parecía haber rastros de mas cuerpo este camino…quizás algo diferente había sucedido aquí, no creo que fuera importante …fue un viaje tranquilo  , mi cabeza estaba tranquila con cada paso que daba, no veía razón para exaltarse-

Hey grandulón, ¿Qué piensas de Este lugar?

-Decía levemente para que me escuchara el Cyborg tenía mis curiosidades , pero aun así me gustaba la idea de oír a alguien mas expresándose de este lugar , un lugar misterioso que se notaba fue peligroso en su momento aun así el camino parecía si tener un final, conducía a una  con muchas habitaciones completamente destruidas no parecía haber acceso a ninguna excepto a una que estaba en medios de las habitaciones , avance con paso lento hacia ella…sentía un fuerte choque de ansiedad como si algo me estuviera esperando pero seguía caminando con paso lento hacia ella , la habitación parecía en lo que cabe bien pero un gran hedor salía de ella…había muchas camas en la habitación pero solo una era la que llamaba la atención , una en la cual se hallaba un cuerpo con un gran charco con sangre , al cuerpo le faltaba una gran parte , el cuerpo parecía muy consumido tanto que se podía ver los huesos de su vertebra, no era la primera vez que veía un muerto en estas condiciones…pero aun así le parecía preocupante el hecho de que parte de su cuerpo le hiciera falta , quizás una pelea lo dejo de esta manera o quizás algo mas…su traje parecía de militar así que había muchas dudas en mi cabeza que no serian respondidas en este lugar…tras analizar un poco la situación daba vuelta a la salida , aquí no había más que buscar debía caminar mas…tras avanzar un poco se podía ver un gran hueco, quizás aquí antes estaba el elevador , eso significaba que había algo mas allá abajo mirando de reojo al Cyborg-

No se tu, pero yo seguiré…con todo esta mala suerte, creo que algo interesante estará alla abajo

-Decía mientras avanzaba  hacia el hueco mirando el fondo, colocaba el pie derecho hacia una pared del fondo mi, se adhería a esta fuertemente permitiéndome caminar la pared de  manera más tranquila sin lanzarme estrepitosamente, miraba el fondo, donde parecía haber otras habitaciones me dirigía aun con paso lento en dirección a esta mirando de reojo mi espalda esperando ver la decisión del Cyborg

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Rol Off: haber...debo suponer que la pared del hueco del elevador hay mucho de donde adherirme , solo cambio el polo de mi cuerpo haciendo que sea adherido cada ves que doy un paso o que sea magnetizado...como suene mejor , respecto al cuerpo...con la poca luz que tenia dudo notar que algo mas aparte de lo que vi asi que no me adentre mas ala habitacion, creo que es todo xD
avatar
Wodan
Neovitta
Neovitta

Mensajes : 25
Fecha de inscripción : 05/06/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Lilith Du Lioncourt el Jue Jun 27, 2013 4:56 am

CASO 114: TRILLIZOS
Zona X
- Vaya, que basurero –

Decía, mientras echaba a un lado una especie de tapa metálica al suelo. Se encontraba en un rincón de la sala del primer piso del edificio, cerca de lo que alguna vez fue una especie de oficina, pues tenía un escritorio viejo de madera, partido a la mitad, mohoso y carcomido por el tiempo que ha estado en ese frío y húmedo lugar. Cerca del escritorio, se encontraba un cadáver tirado en el suelo, no poseía la cabeza, al parecer alguien lo mato instantáneamente reventándole el cráneo, pero lo que más llamo su atención, era que el cadáver abrazaba una caja metálica, como una especie de caja fuerte en perfectas condiciones, quizás el murió protegiendo el contenido de ese cajón.

Curiosa, se acerco al cadáver, y con mucho respeto y cuidado, quito la caja fuerte de los brazos del difunto y se aparto rápidamente de él. Por alguna razón sabía que la caja no contendría algo tan valioso para quien lo haya asesinado, de ser así, esa caja no seguiría en los brazos de su protector fallecido, pero aún así, estaba dispuesta a encontrar respuestas, quizás ahí adentro haya una especie de pista que indique lo que fue de este lugar.

Utilizo solo la yema de sus dedos, para acariciar la puerta de la caja metálica, aunque pareciera un acto tan simple, por dentro, los componente metálicos de la caja estaban siendo absorbidos  por ella, por unos momentos, sintió sus gráciles dedos entumirse de una forma dolorosa, sintiendo como algo espeso, recorría en la sangre de sus venas para pasar a formar parte de ella, como un componente a su estado biológico. La caja metálica, rápidamente se deterioro, primero tomando una tonalidad rojiza, oscureciéndose cada vez más, hasta quedar totalmente negra, una vez en ese color, la caja comenzó a desintegrarse en estado viscoso que se escurría de las manos de la joven humana, y su color se hacía menos denso hasta desaparecer por completo, dejando solo el contenido de la caja en las manos de ella.

Como era de suponer, la caja no contenía nada importante, más que una simple carta, algo extraño, por muy antiguo que fuera, ya nadie acostumbraba enviar cartas es esas épocas, pero quizás eso signifique que el edificio es más antiguo de lo que creía. De cualquier manera, eso no evitará que la lea, miro el sobre, estaba todo rasgado, señal de que la carta fue leída, por lo cual se sintió tranquila de que la carta no contuviera algo que fuese un secreto, al menos no para el difunto. La giro repetidas veces antes de sacar la hoja amarillenta y desgastada del sobre, el cual no contenía ningún remitente ni nada, ¿Cómo pudo llegar una carta sin esos datos?, fue entonces que noto que el sobre tenía unas pequeñas manchas casi imperceptibles, de sangre seca, ¿será acaso del cadáver tendido detrás suyo? Sería entonces posible que la persona que asesino a esa persona, metió la carta en esa caja fuerte.

Se quedó por un momento pensando en la horrible masacre que pudo haber ocurrido ahí dentro, y quizás la curiosidad le costaría más que solo el precio de ese conocimiento momentáneo. Aún así, fue capaz de llegar hasta aquí, ¿Qué mas podría costarle leer una simple carta?, con mucho cuidado, retiro el contenido del sobre, abriéndolo con extremo cuidado, la hoja estaba demasiado carcomida, y cualquier movimiento brusco podría destruirla fácilmente. La carta estaba escrita con una tipografía  un tanto temblorosa y torpe, con suma dedicación, leyó las primeras líneas de la carta:

“Mi querido padre, te he escrito esta carta con motivo para hacerte saber que todos aquí han muerto, excepto yo y Fred.  La comida ha disminuido considerablemente, las lámparas de gas han dejado de funcionar, y me temo que las explosiones no han cesado en ningún momento…”

¿Podrá ser acaso una carta escrita por algún sobreviviente de la guerra? Pero en dado caso ¿comida? ¿lámparas de gas? ¿a cuál guerra se estaría refiriendo? Decidió dejar de plantearse esas preguntas sin sentido y seguir leyendo el contenido de la carta.

“Desde que el ejercito Francés fue derrotado, no hemos podido proveernos de tecnología y alimento alguno. Vivimos como ratas estancados en esta pocilga de metal, una vez a la semana, un soldado del ejército soviético, llamado Nathaniel Flint, nos trae alimentos enlatados y medicinas, pero ha sido imposible, la mayoría a muerto a causa de la radiación…”

¿Nathaniel? ¿Por qué ese nombre se le hacía familiar?

::RECUERDOS MOMENTÁNEOS DE LILITH::

El mismo lugar, el mismo ruido, las mismas personas, y el mismo dolor craneal, ¿acaso alguien recurrirá a su ayuda?

- ¡Tu encárgate de hacer tu trabajo, que de correr riesgos me encargo yo, Nathaniel! –

::FIN DE LOS RECUERDOS MOMENTÁNEOS::

Su cuerpo se había paralizado completamente, aún así, le era imposible no temblar, sus manos estaban heladas y el sudor corría de sus blancas sienes hasta dejando de su afilada barbilla. Una carta, encontrada al azar contenía el mismo nombre de un recuerdo, que al azar, se presentaba en su mente.

“Aún así, las cosas van empeorando con el tiempo, necesitamos que vengas a buscarnos cuanto antes, Fred y yo ya no soportamos este lugar lleno de tragedia y muerte. Por favor, haznos saber pronto de ti. El soldado que te entregara estar carta, es el mismo que nos ha estado ayudando, por favor, dale las gracias por su bondad hacia nosotros.

Te amamos, tus hijos, Alicia y Fred.”


Al terminar de leer la carta, se dio cuenta que esta no pertenecía a una época tan pasada como creía, si no más reciente, muy a su pesar, muchas personas humanas, inocentes de todo, sufrieron condiciones monstruosas y deplorables, y el saber de ello, la hacía sentir rabia.

Guardo la carta en el mismo sobre donde la encontró y la metió entre las largas medias que cubrían sus piernas. Estaba totalmente triste y furiosa al mismo tiempo, pero quizás algo bueno saldría de todo esto, a fin de cuentas, encontró algo valioso en su búsqueda por sus recuerdos y memorias que no podía encontrar.

Estaba dispuesta a salir del rincón donde se encontraba y subir las escaleras al segundo piso, pero al estar tan oscuro, no vio una pared y se tropezó con ella, provocando que la bolsita donde llevaba sus pastillas para las jaquecas cayera y se perdiera.

- Oh no por favor, sin ellas podría quedar inconsciente –

Desesperada comenzó a buscarlas, encendiendo fuego con sus manos por donde pudiera para alumbrar la zona, pero no tuvo ningún éxito. Si las imágenes en su mente regresaban, estaría en un problema grave, pues sin esas pastillas, la jaqueca sería de tal magnitud que podría perder todo el sentido de la realidad.

La ansiedad que sentía en ese momento, le estaba provocando un recuerdo que ella misma trataba de bloquear, pero no podría, su mente es demasiado fuerte para dejarse controlar, incluso por ella misma.

:: RECUERDO MOMENTANEO DE LILITH 2::

Su pecho dolía, el aire se estaba terminando, ya no podía correr más, pero ¿de quién huía?, las explosiones a su alrededor eran potentes, sentía mucho miedo, porque sabía que si cedía tan solo un poco, él la mataría.

- Eres un monstruo, un maldito monstruo, te odio Sargas –

:: FIN DEL RECUERDO MOMENTANEO 2::

Confusa y perpleja, miraba una de sus llamas apagarse lentamente, como si su energía se estuviera reduciendo lentamente. Afortunadamente, segundos antes que la llama se apagara por completo, logro divisar su pequeño bolso y recogerlo, afianzándolo una vez más al lado de su cintura.

En ese momento un fuerte sonido la tomo por sorpresa, alguien estaba justo a la entrada del edificio, era sin duda la Cyborg que trato de atacar a Samael hace tiempo atrás, ¿querrá atacarla por haberlo protegido? En dado caso, pensó que la Cyborg podría considerar como enemiga y decidió salir corriendo al sentirse detectada por la robot, corrió hacia las escaleras, avanzando entre las penumbras del recinto.

La oscuridad se hacía cada vez más densa, conforme avanzaba entre las instalaciones del edificio donde se había refugiado. Por alguna razón, su llama no estaba alumbrando correctamente, sentía que la oscuridad se hacía cada vez más intensa, y una de las cosas que más odiaba, era la oscuridad.

- Será mejor que me vaya de aquí –

Se dijo a sí misma, comenzando a sentir miedo por su situación actual, se sentía acorralada y pérdida y no sabía qué hacer. Rápidamente, encontró las escaleras y subió velozmente, pensando que estaría a salvo, pero esos pensamientos se esfumaron rápidamente, al ver una silueta bajar por las mismas escaleras que ella subía, la oscuridad no la dejaba ver con claridad lo que se estaba aproximando a ella, pero sin duda, estaba guiándose por el olfato, pues oía un cierto olfateo que emanaba de quien baja las escaleras, asustada, desenfundo su espada, retrocediendo unos cuantos pasos, dispuesta a atacar si era necesario, a lo que se aproximaba a ella.

Rol-Off: Perdón si conteste antes que Sujeto Delta, lo que sucede es que no quiero llenarme más de pendientes y tampoco quiero hacer post largos... bueno, no más largos, y como en si no afecta en nada por que no estamos donde mismo, considere que mi post no alteraría nada importante... y si xD la culpa es de Desconocido, bye x3

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


Lilith Du Lioncourt
BURNING NOW I BRING YOU HELL
Hay muchos hombres, muchas personas, haciendo demasiados problemas, y no hay mucho amor alrededor, ¿puedes ver por qué esta es la tierra de la confusión?. Este es el mundo que vivimos y estas son las manos que nos han dado, usemoslas y tratemos de hacer de este un lugar donde valga la pena vivir.
avatar
Lilith Du Lioncourt
Humano
Humano

Mensajes : 299
Fecha de inscripción : 08/05/2013
Edad : 27
Localización : Detrás de ti *creepy smile*

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Sujeto Delta. el Vie Jun 28, 2013 10:40 pm

Al ver que el neovitta no tenía intenciones de luchar, un suspiro de alivio salió del Sujeto Delta, que más bien sonaba como un extraño sonido gutural. Tenía que tomar en serio las palabras del joven, si hacía algo demasiado brusco, especialmente tratándose de él, ese lugar podría venírseles encima con facilidad. Cuando el muchacho comenzó a andar, Delta le siguió con pasos lentos y silenciosos. Mientras más se adentraba a esa zona todo se iba volviendo mucho más oscuro, suerte que Delta no tenía problemas con eso, no es que fuera la primera que anduviera en lugares con escasa luz, incluso llegaba a pasar días enteros sin ver ni un solo rayo de iluminación. Caminaba con cuidado de no pisar los cadáveres, no deseaba tropezar con alguno y causar escándalo.

Detuvo sus pasos al notar unas largas escaleras de caracol que conducían a una planta todavía más oscura que en la que se encontraba ¿Habría allá abajo alguna clase de escape? ¿Y si solamente era una zona sin salida? La voz del neovitta interrumpió sus pensamientos, el cual e preguntaba su opinión acerca de “ese lugar”. Delta prefirió no responderle, cualquier cosa que saliera de su boca sonaría amenazante aun si esa no era su intención, además de que hablar se le dificultaba a causa de la escafandra que llevaba encima. En lugar de eso, prefirió seguir al joven en completo silencio, como lo había estado haciendo hasta ahora. Con cuidado bajó las escaleras de caracol hasta llegar a una zona llena de escombros. Había muchas habitaciones inaccesibles a causa del daño de las entradas, bien podría tumbar los escombros y entrar pero si alguno de ellos mantenía el piso de arriba en su lugar, mejor no meterse con los cuartos… aun. Solo una de ellas era accesible.

Algo que le llamó la atención al entrar a ese cuarto eran todas las camas que había ahí, tal vez se trataba de una enfermería o de unos dormitorios. Delta notó en una de las camas a un cadáver en condiciones muy deplorables, casi descompuesto por completo. Delta se alertó al verlo ¿Quién le había hecho ese daño? ¿Qué clase de enemigos habría en ese lugar tan oscuro? Ya que obviamente eso no lo habían hecho los humanoides que no se atrevían a bajar. Se acercó un poco para ver el cadáver ataviado con ropas militar oscura, había algo en él que llamaba su curiosidad. Después de inspeccionarlo un poco, se dio cuenta de algo realmente perturbador, tanto así que ni siquiera escuchó las palabras del neovitta cuando este le habló.

-Está… vivo…-

Ese cadáver… no, ese hombre estaba vivo, aún en esa horrible condición se encontraba  con vida. No podía abandonarlo ahí, muriéndose de hambre y de quien sabe cuántas infecciones, completamente solo en ese oscuro lugar. Delta levantó con mucho cuidado al herido, lo llevaría a la superficie para que pudiera ser atendido correctamente en un hospital. Fue en ese momento cuando por fin dirigió su atención hacía el neovitta, quien le estaba observando fijamente.

-No puedo… seguirte… no por ahí… es inseguro… para él-

Dicho esto, dirigió su mirada hacia el hombre herido, seguramente para el joven neovitta él ahora mismo lucía como un loco queriendo salvar un apestoso cadáver putrefacto. Fuera como fuera, no iba a abandonar al pobre hombre en ese lugar.

-Iré… por otro camino…-

Dicho esto, se encaminó de nuevo hacia el pasillo. Tal vez y por ahí habría alguna salida que no hubiera notado antes, u otra puerta que no estuviera hecha trizas. Se sentía un poco mal por dejar atrás al neovitta, pero tal vez más adelante se reencontrarían… o eso quería creer el Sujeto Delta.

Rol Off: No te preocupes Lilith, Desconocido dijo que no importaba el orden en que respondiéramos. (:
avatar
Sujeto Delta.
Cyborg
Cyborg

Mensajes : 29
Fecha de inscripción : 06/06/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Celesta Du Lioncourt el Dom Jun 30, 2013 12:40 am

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


Caso 114: Trillizos

Piso 1 - Lilith Du Lioncourt - Peligro Menor




Su andar no parecía aumentar, el rastro de la joven humana debía permanecer fresco aun y reconociendo el lugar debido al trágico pasado de la cyborg que brotaba en momentos, era de extrema prioridad ubicar a la chica lo antes posible.

Al entrar ya al edifico donde posiblemente la chica había entrado, se encontró con que aquel lugar guardaba algunos secretos de su proceder, incluso con todo el desorden sobre el suelo, era de notarse que ahí era un lugar donde se llevaba registros notariales o trabajos de oficina de algún negocio e inclusive de las lo que en sus vagos recuerdos debió de ser de la resistencia en la fuerte guerra que azoló este lugar.

Mientras se encontraba inspeccionando el lugar, un pequeño sonido alerto a la joven cyborg, la tiara en su cabeza que parecía ser un auriculares sonde debían ir sus oídos era los receptores, su radar detecto movimiento extraños adelante, su sistema le alerto de peligro ubicado en la segunda en la plata alta y que decencia.

Al ver así donde estaba el acceso a las escaleras, diviso a la chica humana, que parecía bloqueado el paso por una extraña creatura, quien debió activar sus sensores. Sin siquiera meditar un estante su impulso fue tan veloz que en un abrir y cerrar de ojos ya se encontraba dando tumbos robre la cabeza de Lilith.

Aquel salto tuvo como destino impactar aquella creatura con una patada de gran impulso regresándolo de las escaleras nuevamente arriba, quedando de pie frente a ella ahora. Ante el desconcierto ya la Cyborg se había desprendido de su vestido azul, el cual se despojó de el en aquel brinco dinámico que dio, descendiendo como en cámara lenta a un lado de las escaleras, cuando esta voltio a ver la humana, teniendo su cuerpo de medio lado, ese cuerpo que aquel atuendo podía cubrir y lograba pasar levemente como una chica normal, ahora presentaba cada pieza de artesanal proceso de ingeniería mecánica en completa perspectiva de su verdadera naturaleza

- No debes bajar la guardia… aún hay peligro

Dijo mientras miraba detrás de la joven humana como indicándole que mirase detrás de ella, justamente donde esta había ingresado al edificio, justamente venía arrastrándose uno de esas creaturas y justamente la que avía lanzado hace un rato, estando en tan malas condiciones y aun podía moverse, aunque fuera extraño, realmente parecía que ese lugar había mas historia de lo que aparentemente se sabe de el.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

“Soy Un Espíritu no lo Puedo Negar, Por Siempre Viviré Es Mi Realidad. Si Pudiera Cambiar, Nacer Una Vez Mas, Seria Humana y Contigo Estar.”
avatar
Celesta Du Lioncourt
Cyborg
Cyborg

Mensajes : 89
Fecha de inscripción : 27/05/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Desconocido el Lun Jul 01, 2013 8:08 pm

Caída:


-Había caído abruptamente en el fondo del lugar, chocando contra la parte superior de un elevador totalmente destartalado, justo al lado de la pequeña escotilla/puerta para poder bajar sin chocar, claro, había dejado totalmente aboyada aquella superficie y mis huesos, musculos y demás habían quedado bastante destrozados, pero aun así, me empece a mover, deslizandome hacia aquel hueco para poder caer en el interior del elevador, tenía varios huesos rotos y...era increible lo que ahora veia, estaba totalmente lleno de flores...era un campo de flores enorme, inclusive el olor me llegaba, sentía inclusive la brisa magnánima del viento sobre mis mejillas y el fresco olor de la lluvia reciente...unos segundos despues, la imagen desapareció de mi mente y me dejo observar algo peculiar...aquella carcel, donde habíamos sido encerrados en nuestro momento, eran las tres celdas para cada uno de nosotros...enfrente, hasta el fondo, estaba la celda de numero uno, destrozada, como las demás, era una cupula enorme, que encerraba en sus días de funcionamiento a un virus...un poderoso virus del reino de las ilusiones, totalmente centrado en ese aspecto, a la izquierda se encontraba la celda de numero dos, era una caja fuerte practicamente conectada a multiples tubos, estaba abierta, aquella prisión era para impedir la radiación que emanaba del cuerpo de aquel "experimento" y a la vez aprovecharle, del experimento numero dos, además tenía una pequeña ventanilla para observar los avances de su interior, unas rejillas en la puerta. Para el otro lado, la derecha había una enorme habitación con vegetación artificial, de momento estaba totalmente a la vista, pues solo había un gran vidrio de por medio, pero este tenía un enorme hueco en medio, por donde en su momento, numero tres, había escapado con todos sus pequeñas creaciones insectoides, bastante peligrosas pero para mi, divertidas-

-Negue con una sonrisa en el rostro al momento que el entorno volvia a cambiar, a uno totalmente diferente, había acantilados aqui y por haya, pero para ese entonces ya estaba emanando calor de mi cuerpo en ondas expansivas grandes- ¿Crees que puedes venir a resivirme así nada más, tan friamente? -empece a avanzar por la habitación, mirando multiples cosas mientras avanzaba por aquella habitación paso calmado, a veces sus ilusiones vencian mi mente, me hacian flaquear, pero tan solo por un momento, me hacian perder el equilibrio, me hacian reaccionar de una manera espontanea a los estimulos que se daban, aunque muchos de ellos ineficaces, la gente normal se defendía cuando un carro venia de repente hacia uno, yo, me dejaba atropellar, en todo caso, tambien sabía que las cosas que me enseñaban no eran reales, gracias a mis propias habilidades...hasta que llego el momento en que quizo atacarme, impregnado de ese calor que me permitía localizarlo, me vire con rapidez, atrapandolo, al parecer por sorpresa y por el cuello...se sentía como el cuello, ya que realmente no podía verlo- ¿Sabes? Siempre quice intentar algo... creo que es un buen día...

Celesta y Lilith:

-El "gorila" estaba tan cerca de lilith que podía calmadamente olerla, fue sigiloso por lo que en cierto modo apenas pudo llegar a reaccionar, pero seguramente antes que quizá notara lo cerca que estaba aquel chango, antes fuera su salvadora aquella de la que temía, una cyborg que le advertía que tuviera cuidado con estas cosas, al mostrarle el orangután recién llegado-

-El que fue golpeado, gemia adolorido por aquel golpe, haciendose bolita, no entendía que pasaba, no pudo ni siquiera verlo venir por su escasa visión por culpa de la forma de su cabeza, estaba atemorizado, adolorido... ¿aquello volvía a suceder? aquellos oscuros días donde de repente sucedian cosas malas? El dolor era similar, no les importaba lastimar con tal de ver sucedía, no importa cuanto se quejaran ellos seguirían, pero...que podía hacer, más que retocerse en su mismo lugar, soltando chillidos de dolor atemorizado, esperando que se calmara el dolor...pues literalmente le había partido un par de costillas aquel golpe y su atrofiado cráneo había quedado peor al momento que cayo-

-por otra parte, el que estaba recien llegado, el que aquella cyborg había golpeado hace tiempo, se sentía extraño, se había arrastrado lo suficiente hasta llegar a mitad de la habitación del primer piso, donde increiblemente dejo de moverse, quedandose quieto, mirando a todos lados...extrañado, no entendía bien que le pasaba, pero ya estaba aqui, en el dulce hogar, donde su familia se encontraba, sus demás compañeros...si, lugar seguro, lugar seguro....lugar seguro-

Wodan y Delta:

-Romeo, como era su nombre sentía como el impulso de la vida había estado luchando dentro de él de nuevo, durante horas se estaba "reanimando" de su estado letarguico hasta la casi consciencia total, ya tenía pensamiento lucido, podía mover sus ojos, aunque no enfocaba bien del todo, los dolores de todo su cuerpo estaban presentes y el cansancio producto del consumo del tiempo sobre su cuerpo, se hacian muy presentes, no podía hablar, lo había intentado, su garganta y pulmones estaban muy secos...de hecho estaba completamente seguro que no estaba respirando, fue hasta que se acerco alguien más y le tomo en sus brazos para cargarle que, ahi, noto que era necesario hacer un esfuerzo inhumano, que, de por si, ya parecia serlo, tenía que advertirle a esta persona...no podía verlo bien, tenía un traje, pero aun estando tan cerca no podía enfocarlo bien- Morir....Debe.... Peligroso....No se....Mier....-le costaba trabajo articular palabras, era frustrante, en decir esas palabras había tardado un monton, no sentía que su garganta ayudara en nada- Para.... -fue lo ultimo que alcanzo a decir. Por su parte, Delta, ahora podía ver claramente un nuevo sendero, estaba tapado por varias sillas rotas y escritorios carcomidos, pero había otro pasillo aparte del cual habían venido, quizá haya hubiera más respuestas, despúes de todo parecía otro largo pasillo y al final parecía haber una puerta, de metal, bastante reforzada-

-Por su parte, el Neovita Wodan solo podría ver que hacia el fondo se veia una pequeña iluminación verdosa, muy tenue, si bajaba antes vería 2 pisos, antes de llegar al fondo, en el primero admiraría un monton de jaulas, con diferentes chimpanses podridos, muertos todos ellos, un hedor fatal, por su parte había por aqui y por haya multiples objetos cientificos, tales como probetas, maquinas de diversas funciones, computadoras, liquidos extraños...pero quien sabe, quizá no todos los simios realmente estuviesen muertos-

-El segundo cuarto era totalmente una habitación de estar, la unica parte recreativa del lugar, había muchas cosas para pasar el rato pero lo más escalofriante del lugar, era una especie de cadaver, se encontraba alzado en el aire, parecia una especie de cascaron, totalmente vacio, con forma humanoide, parecia haber explotado por dentro y salido del mismo algo...algo que se encontraba por toda la habitación.... cosas como bichos, bichos que arriba ya habían vistos, pequeños, grises... toda una maldición, ocultos por doquier en la habitación-

-Al final... sin embargo, era donde me encontraba yo, el ruido del eco me había llamado la atención, me había quedado satisfecho y no quería arruinar mi diversión escalando todo aquel edificio, mis heridas ya estaban curadas, por completo, pero sin embargo, había trozos de carne por doquier, regados y mis manos y mi boca tenía manchas de sangre... me relami los labios y agudice la voz- ALGUIEN AHI! -el lugar era un horno, quemaba la piel, si no era por mi regeneración no estuviera realmente bien ahi, además que apagaba el fuego que estaba por toda la habitación que iluminaba el lugar, quitando aquel fulgor que podía ser divisado desde arriba, donde se encontraba Wodan pero ya no más, debido a que todas las flamas que lo provocaban habían sido apagadas- NECESITO AYUDA! -gritaba de una manera no tan alarmante realmente, más bien calmado, estaba bastante tranquilo, seguramente me rescatarían y no tendría que trepar aquella molesta zona-
avatar
Desconocido
Virus
Virus

Mensajes : 27
Fecha de inscripción : 16/05/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Wodan el Miér Jul 03, 2013 3:34 pm

-A pesar de caminar en ese enorme  hueco , podía escuchar las palabras del Cyborg diciendo lo que parecía , que el sujeto estaba vivo, no podía impórtame menos, pensaba  al seguir caminando ,parecía que ese sujeto respetaba la vida de los humanos , pero en esas condiciones poco se podía hacer , no me importaba caminar solo por el hueco después de todo había alcanzado este lugar solo desde un principio  pero si impresionaba el hecho de que aun habían gente de ese tipo o se debería esperar ya que era un Cyborg , chasqueaba la lengua mientras seguía avanzando , no le gustaba la idea de proteger a otros que no le importaran , en este mundo muy poco se puede hacer, la acción del Cyborg parecía molestarle de alguna forma a pesar de que sabía que no estaba mal , tal vez  el hecho de querer detener al Cyborg , aunque esto podría terminar en un conflicto aun asi estos pensamientos rondaron por mis cabeza un rato…seguir bajando era la mejor opción ,en este punto ver que había al final era lo que desde un principio lo incito a entrar a este lugar lleno de misterios los cuales se iban resolviendo a medida que avanzaba  quizás…otro laboratorio como en el que él se crio…un cólera lo invadió completamente después de pensar esto si este lugar era similar muy probablemente hubiera algo que él buscaba , esa tenue luz verde que se alcanzaba a ver era una pista que debía alcanzar primero aun así se aproximaba al primer piso  en su camino-

-Al llegar al primer piso se podía ver un gran números de jaulas con lo que parecían algunos simios similares a los que había en la parte superior pero estos ya estaban muerto y podridos liberando un hedor desagradable, alcance a taparme la cara pero aun así se podía oler el repugnante olor que había en el lugar , un gran número de utensilios e podían ver además de los cadáveres , utensilios de todo tipo hasta algunas maquinas algo viejas y frasco con líquidos de procedencia dudosa…este lugar no era para estar mucho tiempo era un lugar terrible , tras dar una leve ojeada al lugar decidí seguir bajando no parecía haber nada de mucha importancia aquí o algo que él no hubiera notado desde un principio ya que ver cadáveres de estas criaturas aquí , no era una gran sorpresa para el , como él pensó…solo eran ratas de laboratorio…quizás como el –

-El segundo cuarto parecía una sala para las personas , un lugar de convivencia pero había algo que se hacía notar muy bien en la habitación era un cadáver levantado este parecía hueco completamente y parecía ser de alguna persona que estuvo aquí , parecía que algo había salido de el  o algo estaba dentro de  el exploto dejándolo de esa forma  mirando mas de reojo miraba la cantidad de insectos en en el techo , con paso lento me dirigía al último piso , extendía mi mano mirando a que esas cosas no hicieran movimiento bruscos pero estaba listo para repelerlas en caso de ser necesario-

-Todo esto culmino con mi aproximación a la luz verdosa  , lo que podría ser otro cuarto o quizás el ultimo , podía ver  los restos del elevador y más aun , lo que parecía sangre arrastrándose  por la entrada del lugar  entre más me acercaba , mas me preguntaba que había pasado para que eso colapsara completamente , algo interrumpió mi pensamiento , unos gritos que provenían del lugar, por la expresión de sus palabras se podía notar que pedía ayuda pero aun , no se sentía la desesperación de sus palabras , podría ser una trampa o quizás una alma ya resignada a su destino, no lo sabría hasta verlo pero algo paso antes , al acercarme más se sentía la terrible molestia de un calor insoportable en el lugar retrocedía rápidamente alejándome de esa molestia , era evidente que la persona ahí abajo, no era  normal en ningún sentido , no cualquiera podría aguantar  lo que él estaba aguantando  era algo insoportable …la pista clave se encontraba ahí pero tenía mis dudas de eso , en mi mano se manifestó lo que parecía una pelota transparente que estaba dentro del puño de mi brazo derecho -


Con el debido respeto…qué diablos paso aquí…¿más aun por que debería ayudarte?, dime que paso aquí y quien fue el líder de este …experimento y te ayudare a salir de aquí , si  no , sal tu solo y  te prometo acompañarte a la salida y oír tu historia señor moribundo

-Con una expresión de satisfacción golpeaba fuertemente la pared que me sujetaba provocando que la estructura se agitara por completo, como si un terremoto lo estuviera moviendo , no parecía gran cosa pero se podía notar lo frágil que era la estructura aun asi  podía verse caer unos pequeños escombros de la parte alta , este movimiento se expandía por todo el edificio de manera leve , pero aun asi dando su presencia , con una sonrisa miraba el agujero del elevador esperando una respuesta mientras mi brazo derecho empezaba a crear otra pequeña pelota en mi mano-

Vamos señor misterioso, se nos acaba el tiempo…

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Rol Off: los golpes no generan que la estructura colapse , solo creo leves vibraciones que provocan que el edificio se mueva levemente , como resultado de la fuerza y mi habilidad,  es solo un metodo para engañar a otros xD
avatar
Wodan
Neovitta
Neovitta

Mensajes : 25
Fecha de inscripción : 05/06/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Sujeto Delta. el Vie Jul 05, 2013 12:58 am

El Sujeto Delta ya se encontraba caminando de regreso al pasillo cuando escuchó unos extraños sonidos, algo así como jadeos ¿Qué podía ser aquello? Tal vez se trataba del hombre que intentaba salvar. Cuando Delta en serio le prestó más atención fue en el momento en que le escuchó balbucear unas pocas palabras: Morir... Debe... Peligroso... No sé... Mier... ¿Qué significaba todo eso? Seguramente trataba de advertirle de algún peligro, pero eso no le preocupaba demasiado, se consideraba lo suficientemente fuerte para salir adelante en todo esto. Lo último que escuchó de él fue un “Para”. Debía andarse con más cuidado, pues ahora tenía que proteger a una persona mucho más frágil que él o cualquier humano promedio.

Sus pasos le llevaron de nuevo a ese pasillo, y ahora podía notar con más claridad un nuevo sendero lleno de sillas y escritorios viejos, casi desechos. Atravesó esa zona como si nada, empujar los frágiles muebles no le suponía ningún problema, incluso lo hacía con una sola mano. No tardó en llegar a la parte más despejada del pasillo cuando divisó una puerta metálica al fondo. Parecía estar muy bien reforzada, tal vez algo valioso se guardaba ahí adentro… o algo peligroso en el peor de los casos, como alguno de esos humanoides con apariencia de gorila. Delta apartó esa última idea de su cabeza, lo más probable es que detrás de esa puerta hubiera un camino que los llevaría a la salida de ese lugar… o eso quería pensar. Cuando estuvo cerca de la puerta colocó cuidadosamente al hombre casi muerto en el suelo.

-No… te preocupes… saldremos… de aquí…-

Dicho esto empezó a cargar electricidad en su mano izquierda, iba a intentar abrir esa puerta con su poder, como normalmente hacía con las puertas averiadas que funcionaban con energía eléctrica. En cuanto estuvo listo lanzó un rayo contra la puerta, esperando que se abriera. Se decepcionó al ver que eso no había funcionado para nada. Por suerte aún le quedaba otra opción: la fuerza bruta. Delta retrocedió un poco para poder tomar impulso y así poder lanzarse con fuerza contra la puerta reforzada. Ese golpe dejó unas abolladuras en la puerta, pero aun así no había cedido por completo. Delta repitió la acción de nuevo, pero la puerta seguía sin ceder. Ahora iba el último intento, esta vez se lanzó con mucha más fuerza que hace rato. Fue en esa que por fin logró derribar la puerta, no por nada dicen que la tercera es la vencida. Delta tomó al hombre herido con cuidado, ya nada les detenía ya. Observó fijamente lo que había detrás de la puerta…
avatar
Sujeto Delta.
Cyborg
Cyborg

Mensajes : 29
Fecha de inscripción : 06/06/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Lilith Du Lioncourt el Miér Jul 10, 2013 5:04 pm

CASO 114: TRILLIZOS
Zona X
Su corazón apenas pudo soportar la deplorable situación en la que se encontraba aquel ser extraño, al que fue atacado por la chica Cyborg de la cual huía y ahora se veía advertida por ella, lo cual la hizo sentirse protegida, pero al mismo tiempo, un sentimiento compasivo la invadió al ver a ese ser en posición fetal y gimiendo de dolor, quizás no tenía la menor idea de lo que había sucedido en este lugar, y el ignorarlo, solo le hacia una impertinente persona que invadió el único lugar que ellos conocían como hogar.

Podría ser entonces que fueron humanos que sufrieron una mutación, o algo peor… de cualquier forma, la carta que lleva guardada en sus medias y ciertas cosas que observó en el entorno, le daban una idea vaga de lo que sería este lugar y quizás, lo que serían aquellos seres.

Aún que la compasión lleno su corazón a ver tan indefenso ser, no sé atrevió a acercarse a él, en primer lugar por miedo, y en segundo, podría ser desagradable su presencia. Giró su rostro para mirar de reojo a la Cyborg que estaba a sus espaldas, mirando al lado opuesto, como buscando proteger sus espaldas, quizás no entendía mucho de sus razones de estar ahí, pero no la cuestionaría en estos momentos, no en donde este lugar representaba un peligro para ambas.

- Debemos ir a un lugar más seguro –

Le dijo de forma tímida, sin saber cómo dirigirse realmente a ella después de todo, quizás solo estaba siendo muy imprudente al pedirle que buscaran protección cuando la Cyborg estaba haciendo todo lo posible por brindársela, pero muy dentro de ella, no quería que esa Cyborg saliera lastimada por su culpa.

- Vamos –

Tratando de hacer un esfuerzo por no acercarse al ser que se quejaba y brindarle ayuda después de ser atacada por una manada de la misma raza, tomo el brazo metálico de la Cyborg, y la llevó a caminar escaleras arriba para llegar rápidamente al segundo piso y refugiarse en un lugar seguro, un lugar que quizás sea difícil de encontrar, pero quedarse en ese mismo sitio donde estaban, no aseguraba el bienestar de sus vidas totalmente.

Finalmente llegan al segundo piso, y se detiene, soltando el brazo de la Cyborg.

- Creo que aquí podemos estar bien, por ahora… -

Le dice dulcemente mientras le dedica una sonrisa despreocupada, una sonrisa que ocultaba un profundo temor sobre como saldrá la situación ahora en adelante.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


Lilith Du Lioncourt
BURNING NOW I BRING YOU HELL
Hay muchos hombres, muchas personas, haciendo demasiados problemas, y no hay mucho amor alrededor, ¿puedes ver por qué esta es la tierra de la confusión?. Este es el mundo que vivimos y estas son las manos que nos han dado, usemoslas y tratemos de hacer de este un lugar donde valga la pena vivir.
avatar
Lilith Du Lioncourt
Humano
Humano

Mensajes : 299
Fecha de inscripción : 08/05/2013
Edad : 27
Localización : Detrás de ti *creepy smile*

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Celesta Du Lioncourt el Miér Jul 10, 2013 10:28 pm

*La compasión abordó el lugar, luego de notar el rostro de joven humana, debido aquellas creaturas de extraña apariencia las cuales la Cyborg daño en cuestiones de defensa, se hizo algo extraño en ella, no comprendía el gesto y sentir algún tipo de culpa por lo hecho no parecía abordar el rostro serio de la Cyborg, mas sin embargo no pretendió causarle más dolor a la humana, ni a esas creaturas, por lo que su guardia bajo y se volvió más pasiva, viendo que por ahora no avía mas peligro.

La humana condujo del brazo a la Cyborg escaleras arriba, al parecer para eludir todo aquella terrible escena en el que estuvieron expuestas, en parecer estar más seguras ahí donde estábamos, debido a la sincronía de la Cyborg la desconfianza siempre era algo que la mantenía alerta, ya que desde esta dirección accedió la creatura que había golpeado anteriormente, y seguramente las sorpresas no terminarían.*

- Que te trajo hasta aquí?

*La primeras palabras de la Cyborg para la humana con una pregunta para calmar un poco la situación, esa voz sonó tan dulce a pesar de ser un Cyborg, pero a la vez tan fría como lo que representaba, mas sin embargo comenzaba a tener algo más de comunicación con los demás y más si resultaban ser mas conocidos.*


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

“Soy Un Espíritu no lo Puedo Negar, Por Siempre Viviré Es Mi Realidad. Si Pudiera Cambiar, Nacer Una Vez Mas, Seria Humana y Contigo Estar.”
avatar
Celesta Du Lioncourt
Cyborg
Cyborg

Mensajes : 89
Fecha de inscripción : 27/05/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Desconocido el Mar Jul 16, 2013 4:23 am

Wodan

-Aquel temblor había tenido el efecto contrario seguramente, temor? esa mierda no parecía saber que era pues se veía la emoción en mi rostro al ver temblando todo esto- Si te puedes ir seguramente yo también podre a tiempo, y que tomas el tuyo para querer escucharme, no creo que colapse tan rápido esto como para que te preocupes por la vida...de un Desconocido... - por alguna razón mi tono sonó exageradamente perturbador al mencionar lo último- En cuanto a lo que me pides, no hay problema, puedo contarte lo que gustes, pero no recuerdo realmente mucho de este lugar y las únicas personas que pueden recordar más que yo están más arriba, la que estaba abajo...ya no existe

-Sonreí de medio labio sintiendo como se escurría aun parte de la sangre por mis labios, al mordisquear de nuevo un trozo de carne que se encontraba entre mis dientes, el cual termine tragando para irme a asomar al elevador- Entonces me sacaras o no? ya me animo a irme solo de este lugar después de todo pero es una lata subirme yo solo, sobre todo si toda esta mierda se empezara a venir encima- como todo estaba oscuro realmente quizá solo vería mi silueta, por lo tanto sería difícil verme bien, en todo caso si se acercaba hasta a mí para tomar el brazo que le había extendido para que me sacase de ahi, notaría la sangre sin duda- Te contare todo lo que quieras que recuerde! ¡¡¡JAJAJAJAJAJAJA!!!

Delta: (no se si me perdí en tu postXD pero de repente el hombre estaba abajo en el sueloxD)

-Como si fuera un pulso lento, como el alguien que revive y siente por primera vez latir su corazón, fue un sentimiento parecido el que el hombre que yacía en el suelo sintió cuando el primer tope fue dado contra la puerta de madera...fue agradable...si sentir algo de nuevo era agradable, aparte de esa endemoniada raspason en la garganta cada vez mayor...en el segundo golpe ya su mirada estaba totalmente fija en lo que hacía...una mirada de miedo, había entendido que era sensación, estaba recuperando fuerzas y... con eso recuperaría todo...inclusive el dolor!...no pudo evitar quejarse ahogadamente al sentir el tercer golpe contra la puerta, el más fuerte y estruendoso y definitivo, uno que resintió totalmente en los huesos que estaban expuestos, sobre todo en su vertebra que tocaba el suelo y sentía toda la vibración, fue un quejido ahogado, pero ya lo entendía, y sentía el dolor de nuevo, así cuando lo cargo se sintió endemoniadamente dolorido, jadeaba apenas por el dolor que ahora sentía-

-Por su lado, del otro lado de la puerta, repentinamente empezó a oírse una grabación holográfica donde un científico típico con bata blanca, un poco rechoncho, con lentes y una enorme calva empezaba a hablar con una voz tranquila-

Numero 1 me preocupa mucho, tengo la sensación que los débiles de mente pueden llegar a ser afectados aun a pesar de las contramedidas impuestas, lo he notado cuando el psiquiatra me ha narrado los detalles de quienes se encargan del susodicho… pero son solo ideas derivadas de las percepciones ligeramente diferentes de cada uno de los guardias, en todo caso ahora tenemos a Romeo,  mientras no entendamos bien todo, él se encargara de la alimentación de los virus.

Por otra parte esta Numero 2, estamos pensando seriamente si lo usaremos como principal respaldo de energía o no, diseccionarlo sería una lástima, no parece tener fin a su energía y lo que parece aun más descabellado, no parece necesitar ninguna forma de sustento… Definitivamente los virus son creaturas dignas de investigar.

Por otro lado esta numero tres, es muy difícil entablar contacto con él, pese a ser al que menos contra medidas debemos hacerle, es endemoniadamente astuto y trata de ver como escaparse siempre, no hemos podido más que investigar esas pequeñas criaturas que sueltan, esos parasitos, no se si revelen algo de la naturaleza de los virus pero es interesante verlos por si mismos, por separado.

Yo…
-en se momento la grabación de veía interrumpida repentinamente, con la imagen holográfica distorsionándose de repente y desapareciendo, si delta por alguna razón volteaba a ver el resto de la habitación en cualquier momento notaría lo sencilla pero compleja que era: Había libros rotos por aquí y por allá, más de una computadora que se habían reventado de alguna u otra forma,  ya sea porque la pantalla estuviera rota o porque se habían cargado el monitos a golpes o inclusive que fueron quemadas, por otra parte el lugar estaba húmedo lleno de moho y se percibía un silencio de muerte cuando l grabación termino y entonces, ahí, sentado contra la pared, yacía un hombre, totalmente esquelético, pues la piel estaba totalmente consumida, los ojos estaban hundidos en su rostro, tenía poco cabello, largo aun así, saliendo de los bordes de la cabeza cual corona, pero un corona de decadencia, el tiempo se notaba podía con él, tenía un bata de un científico parecida a la del hombre regordete… aun así se notaba muy desgastada ya, mantenía aun así, una mano alzada firmemente apuntando con un control remoto o parecido al menos  hacia donde se encontraba en su momento la proyección, esa mano aun así, temblaba en demasía y justo cuando presiono un botón del mismo, volvía a repetirse aquella grabación, se notaba en su mirada perdida, que no quería mirar hacia otro lado que no fuera aquella regordeta imagen, el miedo-

-Por si fuera poco, en el techo, había un enorme hueco, lleno de telaraña, pero una telaraña viscosa y extraña que no dejaba ver demasiado adentro túnel que seguramente seguía-

Lilith y Celesta:

-Ninguno de los dos simios hizo nada realmente, uno por que se sentía a salvo ya en su hogar, ya no le importaba más el moverse y el otro por que se sentí atemorizado de algo que no entendía, realmente ni sabía que estaba pasando en ese momento y mucho menos, verlo-

-Por su parte el segundo piso parecía mucho menos amenazante, pero quizá podría parecer un tanto…extraño. No había más que pequeños chimpancés por toda la habitación, algunos más avanzados en edad que otros…pero ninguno normal… Algunos tenían 3 brazos saliéndoles del codo, otros parecían una especia de mono araña de tantas extremidades…los había que estaban pegados y hasta de los que en lugar de sobrarles partes les faltaban, pero no porque les hubieras perdido…si no que nunca estuvieron realmente, algunos solo tenían un ojo, otros tenían un solo brazo o ninguna pierna, algunos tenían todo completo, pero achicado o ligeramente agrandado, pero nada del otro mundo como aquellos gorilas hinchados de afuera, tan solo un brazo dos veces más grande que uno normal o una pierna alargada como si fuesen dos, esa cantidad de chimpancés estaban por toda la habitación, sin embargo, convivían entre ellos, estaban en constante movimiento, jugando entre sí, despreocupados de la vida, sin alterarse realmente mucho de la llegada de las personas, pero claro está, no pasaron desapercibidas para muchos de los ahí presentes  pues enseguida se acercaron a curiosear, varios no tenían la confianza de acercarse y miraban de lejos pero otros tantos tenían el valor de ver de cerca quienes entraban y más de uno intentaba tocarles de algún forma, jalando alguna prenda o queriendo llegar por un lado fuera del rango de visión y tocar pantorrillas de manera espontánea y huir tras eso…bueno, cada uno lo hacia a su manera, eran fácilmente unos 100 chimpancés por toda la habitación que en cierto modo estaba bastante vacía, casi todo estaba en los bordes-

-Además de que todo lo que podía dar a entender que era una oficina este lugar pues todo fue acomodado al parecer de los actuales inquilinos para poder dormir, no parecía haber realmente mucho en esta habitación,  si que había algo que resaltaba, 2 enormes gorilas, pero estos por algún razón solo se quedaban observando fijamente las reacciones de las recién llegadas…hasta que por la ventana, una piedra rompió la misma y recordó de golpe que las cosas afuera no estaban realmente también aunque adentro estuvieran más de perlas, los gorilas y muchos chimpancés se alteraron pero… no fue por demasiado tiempo, cada uno termino haciendo lo que le viniera en gana, como si en cierto modo estuvieran acostumbrados a que gente estuviese ahí…pero definitivamente el viento era un problema latente, cada vez más fuerte, seguramente terminaría haciendo desastres grandes de continuar-
avatar
Desconocido
Virus
Virus

Mensajes : 27
Fecha de inscripción : 16/05/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Wodan el Jue Jul 18, 2013 10:50 pm

-Las palabras del sujeto  no parecían preocupadas, de cierta manera eran mas perturbadoras las palabras quizás su desesperación lo había llevado a llegar a alguna conclusión definitiva donde no habría más esperanza…aun a si el lugar donde se encontraba era un lugar peligroso por lo tanto ya era raro que estuviera en ese lugar y pudiera hablar sin preocupación y de manera sádica-

Qué problema…veamos de lo que eres capaz

-Decía de mientras miraba de reojo lo que parecía ser el , con mi mano derecha sujetaba unas de los antiguos vigas de soporte que sostuvieron alguna vez el elevador que se encontraba en el fondo , lo sujetaba con fuertemente y con un fuerte apretón lo separaba de la pared este se notaba que era muy largo y pesado pero aun a si parecía que podía manejarlo bien , apuntaba dirección al fondo y dejaba que se resbalara de mi mano hasta que terminara en el suelo cerca de la dirección de la silueta-

Creo que con eso te servirá no? sujétate  y yo te ayudare a salir...después de todo eres un tipo listo y por eso sabes que esta es una buena manera de salir rápido de aquí

-Decía fuertemente, esta persona era una persona que sabía algo de este lugar  y que parecía estar consiente  en comparación a las demás persona del lugar, sinceramente  tenía mucha curiosidad de esta persona pero pese a esto, debía mantener la calma por  el lugar  y la persona que estaba ahí , no conocía nada de el pero creo que no sería totalmente bueno dejar a una persona en esas condiciones asi  , era mejor sacarla de ahí-

Sujétate ¡¡te sacare de ahí...a si que apresúrate , que este lugar es horrible

-Con una sonrisa en el rostro sujetaba la viga esperando a que ese sujeta me dijera que  había llegado a ella  y sacarlo de ahí  o quizás debía prepararme para una posible lucha que se aproximara , apretaba fuertemente mi mano izquierda esperando que sucediera algo que no esperara -
avatar
Wodan
Neovitta
Neovitta

Mensajes : 25
Fecha de inscripción : 05/06/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Caso 114: Trillizos

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.